lunes, 14 de noviembre de 2011

Paisaje urbano - Barcelona



Plaza de la Virgen de la Merced, patrona de Barcelona.
Para los muy observadores, me olvidé de dibujar la estatua de la virgen, que está entre el campanario y la cruz central. Perdón.



Riera del Frare Blanch, desde el puente de la c/. Cuatro caminos. El espacio en blanco es un edificio-cajón moderno de cristal que omití.

12 comentarios:

Joaquin dijo...

Me encanta la mezcla de línea con detalles y esas manchas tan frescas de acuarela en la vegetación. Y el espacio ese blanco te ha quedado genial, le da mucho dinamismo.

Swasky dijo...

Sinceramente, esta acuarela no parece e alguien de tu edad. No es un desmerito, tomátelo como un halago. Me parece que destila más juventud que algunas otras. Espero que nadie se lo tome a mal.

Sophie dijo...

me encanta esa acuarela.Con un punto de color expresa mucho!
un saludo
Sophie

Cristina dijo...

La de abajo, con el trazo más suelto y colores más intensos, me gusta muchísimo

Eduardo Vicente dijo...

Joaquin
Gracias por tu comentario, me quedo mas tranquilo con tu opinión sobre el espacio en blanco, yo dudaba, pero tu eres un experto en Cuadernos de viaje.

Eduardo Vicente dijo...

Swasky,
Gracias Víctor, me ha gustado mucho tu comentario y me lo tomo como un halago. Soy viejo de años, pero intento pintar y dibujar con alegría.

Eduardo Vicente dijo...

Sophie
Cristina
Agradezco vuestro comentario y veo que os gustan mas los dibujos acuarelados - a mi también -.

AnA dijo...

Me encanta...qué bonita, qué cuidados colores...!

Eduardo Vicente dijo...

ANA,
gracias, sobre los colores,uso una cajita de acuarelas muy pequeña, que para mi es una reliquia, y la verdad es que cuando llevo un ratito pintando se me mezclan todos.

laura dijo...

Bueno pues digo lo que todos: Es una maravilla esta acuarela, aparentemenre inacabada, pero de una frescura y encanto singulares.
Falicidades!

Eduardo Vicente dijo...

Gracias Laura, tan buena como siempre.

catalina rigo dijo...

Buff! Como has usado los espacios en blanco, va, no digas que no te habías dado cuenta de que es magistral, que pasada la verdad, sin palabras estoy.