martes, 29 de enero de 2013

Suerte


El dia 19 se celebró de nuevo la World Wide Sketchcrawl. Edición número 38. Anuncian lluvias salvajes y locos vendavales. La noche anterior fue de peli de terror. Pero a las diez de la mañana el sol se había asomado por Sevilla. Suerte.
La cosa del buen tiempo dura poco: lo que tardo en hacer un primer dibujo frente al arco de la Macarena, tomando un desayuno a resguardo del viento. 
Hay que pasar al Plan B porque ha llegado la lluvia. A partir de aquí todos son bares. Están de moda los locales con cristaleras grandes y eso nos viene muy requetebién. Más suerte.
En La Estraza pasamos mucho rato. Dos dibujos.
Hago este primero mirando a la calle Feria y al fachada de Omnium Sanctorum: 

Calle Feria. Sevilla.


Ciclogénesis. Sevilla.
El segundo: interior.

Junto a Gabriel dibujo el bar desde la planta de Arriba. Aquí su resultado. Mucho más ordenado y limpio que el mío.

Me gusta la charleta que tenemos mientras dibujamos.
Los dibujos paran el tiempo. La mente retiene de forma inevitable todo lo que vemos, lo que oimos, lo que vivimos durante el rato que dibujamos. Y luego, cuando los volvemos a mirar, recordamos todo muy claramente. Yo dibujo para no olvidar. Y me sirve.

Acabamos el día tomando un té en la Red House y cuando vuelvo a casa me encuentro con que una palmera ha caído con el viento y ha espachurrado un todo terreno aparcado cerca de mi coche. Dibujo a los bomberos acordonando la zona.

Pienso en el dueño del coche. Pobre. También pienso que he tenido mucha más suerte.

Y la vida sigue.

2 comentarios:

Aurora Villaviejas dijo...

Suerte la mía, de poder dibujar contigo... ;)

Emily Nudd Mitchell dijo...

Aventuras de sketchcrawl!Me encanta. Qué chuli el camion de bomberos! Y la vida sigue :)