martes, 19 de marzo de 2013

Arquitectura negra. Zarzuela de Jadraque, Guadalajara.

Estas viviendas están construidas sin atender a cuestiones estéticas. El único objetivo era aprovechar los escasos recursos disponibles (pizarra, madera y barro) para vivir protegidos de las duras inclemencias climatológicas.
Cuando contemplo estas edificaciones me ocurre lo mismo que cuando veo una obra de arte en un museo, siempre descubres mucho más de lo que se ve a primera vista. Detrás de cada puerta, dintel, ventana o piedra hubo generaciones de hombres y mujeres luchando por la supervivencia. Esta humilde arquitectura expresa la esencia vital de los que levantaron sus hogares con sus propias manos. Además el tiempo y el clima han hecho que los materiales armonicen perfectamente con el paisaje...



7 comentarios:

Marisa O. dijo...

Preciosas puertas, qué bien pintadas. Comparto el gusto por las puertas y casa viejas, tienen un gran poder de evocación.

Chagua dijo...

Muy buena representación de parte de la belleza de esos lugares.
Saludos

Rincón dijo...

A veces no tener intenciones estéticas es la línea directa hacia ella. Esas sombras te han quedado perfectas.

shiembcn dijo...

Comparto la opinión de los comentarios anteriores Fernando,ademas le has dado unos tonos que le aportan la luminosidad de un fantástico día de primavera.

Patrizia Torres dijo...

Me gusta mucho cómo has dibujado tablones y ladrillos, Fernando, y las sombras.

Fernando Antonio Benito Diaz-Guerra dijo...

Gracias Marisa: La verdad es que el sitio tiene magia.
Gracias Chagua.
Rincón: totalmente de acuerdo contigo, pero desgraciadamente en la actualidad este debate lo fulmina el promotor, el cliente y la autoridad competente.
Antonio: será la necesidad de sol de tan largo invierno
Patricia: gracias te recomiendo el sitio, es mágico

Aurora Villaviejas dijo...

Qué chulada de puertas, dan ganas de llamar para ver qué hay dentro...