martes, 10 de septiembre de 2013

EXPURGO DE UN LIBRO


De camino al trabajo  , encima, sobre el contenedor de papel  encontré por casualidad un libro de Pio Baroja “La feria de los discretos”, su acción transcurre en  Córdoba durante la revolución del  68, expurgo ponía en la tapa y en el lomo, ignorante de mí, por qué no sabía que significaba la palabra , nunca la  había oído, era de la biblioteca cercana a casa, , me acerque a ella para devolver el libro , creyendo que alguien lo había perdido; no se preocupe me dijeron ese libro esta desechado por deterioro, es suyo si usted lo quiere, yo encantado de la vida, los libros nos cuentan historias que nos evaden por un tiempo de las preocupaciones diarias  ,existe una estatua de Pio Baroja en la cuesta de Moyano, (Madrid), donde están las casetas del libros,  fue uno de los firmantes ,que solicitaba al ayuntamiento un espacio fijo para instalar la feria permanente del libro, precisamente en el pleno de 25 de febrero de 1977 se acordó realizar un monumento al ilustre escritor, encargado a Federico Collaut-Vera.    

                                                                         

2 comentarios:

Juan María Josa dijo...

francamente el uso del término expurgo en este caso lo considero inadecuado, lo cual debería ser paradójico en el mundo del los libros, pero en fin, es lo habitual.

Tal vez usar mejor simplemente "libro retirado".

expurgar.
(Del lat. expurgāre).
1. tr. Limpiar o purificar algo.
2. tr. Dicho de la autoridad competente: Mandar tachar algunas palabras, cláusulas o pasajes de determinados libros o impresos, sin prohibir la lectura de estos.

Seguro que a Baroja le hubiese hecho cierta gracia, cuyas obras fueron expurgadas en sentido estricto numerosas ocasiones.

En cualquier caso una buena ocasión para disfrutar con lectura gratis y recrearlo en unos buenos dibujos

ANGEL BELTRAN "GARGABLE" dijo...

muchas gracias Juan por tu explicación y aclararme un poquito más el tema , saludos .