martes, 29 de julio de 2014

La Alpujarra, el paraíso oculto.

Aunque soy de "Graná" y me tira la tierra, la Alpujarra es ese lugar que uno intenta comparar con otros lugares geográficos y no encuentra parecido.









Tierra inhóspita aunque cercana donde se dan la mano las altas cumbres y la costa mediterránea, ya sea de Granada o de  Almería, es un lugar donde uno se puede perder con facilidad y siempre gratamente. El fin de semana pasado, tras una excursión por las altas cumbres, recabé en Capileira y de este singular municipio capté algunas imágenes que comparto por aquí.






He de destacar el lugareño (el de la foto) que se me acercó dándome, entre lametón y lametón, indicaciones precisas de donde tomar la mejor imagen a la sombra de una frondosa mimbre y con el ruido refrescante de una acequia a mis espaldas.


Y más abajo la iglesia de Nuestra Señora la Virgen de la Cabeza, también de Capileira.


Y como estos hay infinitos rincones por toda la Alpujara, esperando un dibujo.

2 comentarios:

Rincón dijo...

Que buenos recuerdos me traen esos dibujos tuyos. Una tierra que te atrapa. Excelente trabajo.

Chagua dijo...

Buenos dibujos de una comarca excepcional. Saludos