viernes, 1 de abril de 2016

La chopera frente al cementerio


En Logroño voy con frecuencia a pasear a mi perra Frida por las orillas del Ebro. Los chopos que hay frente al cementerio forman arcos al cruzar sus ramas o troncos y me recuerdan a las pinturas de Cezanne. Cuando mejore el tiempo quiero acercarme al estilo del maestro. Pero los días pasados estaba demasiado húmedo y frío y no era cuestión de entretenerse mucho. Me conformé con una primera aproximación y con apreciar el estado de inundación de la ribera.